2
Shares
Google+

Estará de acuerdo conmigo en que una de las batallas de marketing más interesantes de nuestros días es la de Axe y Old Spice. O más que batallas, estrategias claramente diferenciadas.

Las dos marcas parten del mismo insight: cuanto mejor huela usted, más posibilidades tendrá de tener sexo. Ni higiene, ni salud pública o educación. Sexo, puro y duro. Pero mientras Axe sólo ve a un hombre que esté desesperado por encontrar mujeres, Old Spice se basa en la masculinidad, y a partir de aquí que cada uno haga lo que quiera.

Sus piezas han sido siempre virales pero mientras Axe sigue, una y otra vez, jugando al erotismo más machista con catálogos de supermodelos, Old Spice lo hace con el humor más desenfadado. Es decir, a estas alturas seguro que recuerda la serie de Isaiah Mustafa que logró millones de vistas a YouTube y un aumento de ventas superior al 50% mientras que, de los de Axe, es como intentar recordar un número de teléfono mientras alguien le recita la combinación ganadora de la lotería por el otro oído.

Llevan contando el mismo chiste demasiados años, incluso después de que Rexona tuviera un breve pero genial destello hace algunos años. Lástima que no siguieran por esta línea.

Imagen de previsualización de YouTube

Y en estas vuelve OldSpice y nos demuestra que de nuevo si una buena idea se mezcla con interactividad, la viralidad está asegurada.

Previous post

¿Cómo Optimizar Landing Pages?

Next post

El Marketing Online y los Modelos de Negocio

Sin Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *